TODO PRINCIPIO TIENE UN FIN

Ciertamente, todo principio tiene un fin y todo fin supone un nuevo principio… Y eso es lo que vemos que estamos viviendo. Parece ya muy lejano cuando comenzamos a soñar con el XVIII Capítulo desde nuestras comunidades locales, después trabajando cada comunidad y los laicos en los documentos que se nos enviaban… síntesis y síntesis… llamadas… intuiciones… Y ya elección de delegadas capitulares… delegados laicos, viajes, oración y más oración… y con el corazón ardiente llegamos a Granada, con espíritu de familia, muchas ilusiones y sueños… con Cristo Rey se nos abrió más la mente y el corazón, el Espíritu fue subrayando intuiciones… los ejercicios espirituales nos centraron y dispusieron a poner la mirada en Dios y abiertas a lo que Él sueña para nuestra Congregación… viajamos a Pamplona… y comenzamos el Capítulo. El resto ya lo conocéis por todas las noticias que hemos ido publicando. Y los dos últimos días han sido de conclusiones capitulares y aprobaciones…

¡Hemos llegado al fin del Capítulo, que es, en realidad, un nuevo comienzo para toda la Familia MISSAMI, desde un solo corazón, ¡con gozo en misión sin fronteras!

Esta mañana hemos comenzado el día dando gracias a Dios y se nos ha invitado a vivir un momento significativo bendiciendo al nuevo Gobierno General ante el Santísimo y orando por ellas especialmente. También, todos hemos sido bendecidos, cada uno, por un niño ¡Todos somos instrumentos en sus manos y necesitamos hacernos como niños!

También os compartimos que algunos laicos de nuestra Familia siguen en Pamplona entre nosotras. Después de los días que ellos participaron, se quedaron para trabajar algunas cosas, conocer la ciudad y poder ir todos juntos al Santuario de Ntra. Sra. de Lourdes, el próximo día 20 de agosto. Mañana tendremos la Eucaristía de conclusión del Capítulo.

Gracias por vuestra oración y todos los comentarios hechos.

Equipo de medios de comunicación capitular

 
1 comentario
  1. Damos gracias a Dios. Oraciones.

Deja un comentario